Una camisa con muchos recuerdos

Quiero compatir hoy la historia de la camisola más facilona que tengo en el armario. Os la presento a continuación:

Camisola negra y blanca de Zara
Skinny Jeans  de Zara
Sandalias con cuñas de corcho de Aldo
Colgantes de 2 argollas en azul de Day&Day

Esta camisa de Zara con estampado de corazones en negro y blanco es “una suelta”, y es que ha pasado por muchas de mis amigas {en repetidas ocasiones}.

En la celebración de mi 21 cumpleaños, la recibí como regalo de las chicas {además de una monísima pamela negra} y me encantó, aunque aparentemente no fui la única que se enamoró de ella. ¿Y quién no se iba a enamorar? Después de 4 años me sigue pareciendo perfecta, ya sabéis que las camisolas me vuelven loca.

Desde mi amiga Rocío, hasta Sara, pasando por Pai… ¡ya le gustaría a cualquiera haber estado en el tejido de la camisola! De todas formas, hacía ya algún tiempo que no la llevaba puesta y me ha traído muy buenos recuerdos de las niñas.

Como estamos en crisis y, sinceramente, tengo demasiada ropa {sí chicas, es posible tener demasiada}, he decido seguir buscando y rebuscando en mi armario tesoros olvidados como esta camisola de Zara. De hecho, hace una semana encontré unos súper pantalones negros que adquirí hace 2 años y siguen impecables, así que los arreglé y los llevo hoy puestos… ya veréis alguna fotillo pronto.

A partir de ahora, mis modelitos van a llevar alguna que otra pieza “no tan nueva” que, combinada de la mejor forma, quedará perfecta y, así, le doy un repaso estupendo a toda mi ropa.

¡Nos vemos pronto!
Sígueme en Bloglovin ♥